Hace tiempo que el Valle de Pedernal suena en el mundo del vino local. Porque de allí surgieron las uvas para dar vida a los vinos más pretenciosos de San Juan hace menos de diez años. Incluso, algunos grandes vinos mendocinos, las incluyeron en su composición.

El Valle de Pedernal es un terruño único y diferente, y si bien queda muy cerca de la frontera con Mendoza, es sanjuanino ciento por ciento. El tema es que muchas de esas etiquetas, que irrumpieron con ganas de reinventar los vinos top de la provincia, se fueron diluyendo. Y le mensaje del valle más promisorio de San Juan, quedó inconcluso, y con todo su potencial por ser descubierto.

Claro que para ello hay que querer hacer las cosas con objetivos claros y plazos adecuados. Así nace Pyros, el nuevo proyecto del grupo Salentein, y con presencia en la provincia hace varios años gracias a la bodega Callia.

Untitled-56

Este proyecto les permitió conocer a fondo los diferentes valles de la provincia. Y así se dieron cuenta que Pedernal es el indicado para crear los grandes vinos de San Juan; una asignatura aún pendiente, más allá de las pocas excepciones que pueden confirmar la regla.

El Valle de Pedernal tiene una extensión de 350has y se encuentra en pleno cordón montañoso a 1400 metros sobre el nivel del mar. El paisaje que ofrece es imponente ya que está protegido por un cerro de casi 3000 metros (Pedernal). Allí, sobre suelos aluvionales pobres, principalmente pedregosos de sílice, plantaron 80 has de Malbec en 2008; en la última finca del valle. Una apuesta fuerte, pensando en desarrollar un vino de micro terruño y que otorgue a San Juan el prestigio que se merece. Un vino que no sólo compita con los mejores exponentes mendocinos, patagónicos o salteños, sino que además pueda lucirse con los mejores exponentes del mundo.

El ing. agrónomo Gustavo Matocq conoce mucho el valle, ya que fue quien implantó las primeras viñas a comienzos del milenio. Y para Pyros eligió la cola del valle, la parte más cercana a la montaña. Esto genera brisas continuas y nos asegura una mejor sanidad. En los suelos hay componentes calcáreos y por eso vinifican las 14 parcelas por separado, para entender todo lo que el terruño les puede dar. El clima es de montaña, con gran amplitud térmica y muy poca lluvia (150 mm anuales), ideal para que la vid desarrolle uvas de alta calidad. Las bayas son pequeñas y de hollejos gruesos, lo que brinda una concentración natural del vino muy interesante. Y si bien es cierto que las plantas son relativamente nuevas, el manejo de Gustavo les ha permitido crecer despacio y con un vigor controlado. Eso explica el equilibrio que se siente en el Single Vineyard 2012; y así queda una vez más desmitificado el mito que sólo se pueden hacer grandes vinos a partir de viñas viejas.

Untitled-58

José Morales, desafiando la tradición familiar, devino en enólogo en lugar de médico. Mendocino de pura cepa, en 2007 se mudó para seguir vinificando en San Juan y desde 2011 es el responsable de los vinos Pyros. Cuenta además con el asesoramiento de Paul Hobbs, más allá de toda la sinergia interna que significa pertenecer a un equipo enológico liderado por José Pepe Galante (Salentein). Pero José ha llegado para darle su propia impronta a Pyros. Sabe que por ahora los vinos son nuevos y amables con toques exóticos, y que el tiempo le permitirá llegar a la complejidad. Por lo pronto, las últimas cosechas (2014 y 2015) fueron mejores que la muy buena 2013. Y por lo tanto, las expectativas de lograr cada vez vinos más elegantes, delicados, y que vayan delineando la identidad del valle, se incrementan al ritmo del aprendizaje del lugar. Sabe que es un terruño marginal, de extremo; por eso tiene tanta confianza.

Así salen a la luz los Pyros, con mucha consistencia, tanto por fuera como por dentro de las botellas, como filosofía. Un nombre arraigado al ligar, ya que los antiguos habitantes de la zona producían fuego a partir del rozamiento de las piedras de sílice. Y Pyros significa fuego. Por ahora son tres vinos los que vieron la luz, pero el proyecto es bien ambicioso.

La propuesta inicia con los Barrel Selected ($130), hoy un Syrah y un Malbec, ambos 2013. Luego le sigue en Single Vineyard Malbec 2012 ($300), en bodega esperando hasta marzo próximo hay un Blend ($450)de Malbec, con Cabernet Sauvignon y Syrah. Todos de partidas limitadas.

También están plantando Cabernet Franc y Chardonnay, ya que quieren aprovechar su gran expertise en el Alta Valle de Uco para con los cepajes más emblemáticos del mundo, y confían mucho en su potencial allí en el Valle de Pedernal.

Untitled-59

Todos los Pyros nacen en el Valle de Pedernal, principalmente en la Finca Piedra de Fuego, y son de alta gama. Porque el objetivo está en poner a Pedernal en el mapa y darle prestigio al lugar. Son vinos nuevos y modernos, concentrados y refrescantes, y con una misión clara. Su pasado es reciente, su presente es incipiente y su futuro muy promisorio. Son vinos de Pedernal y para Pedernal. Con vinos así, seguro que San Juan llegará más allá.

Untitled-57

Pyros Barrel Selected Syrah 2013

Bodega Pyros, Valle de Pedernal, San Juan ($145 – Jul2015)

$ – $$ – $$$ – $$$$

Aromas con buena fruta e intensidad, con un carácter franco y bien domado. Hay calidez en su entrada en boca pero con una frescura muy agradable. El vino es parejo en todo sentido, de aromas y sabores. Muy drinkable y con cierta tensión; las textura son interesantes, con cierta mineralidad en el medio de boca, y una buena expresión frutal. Un tinto moderno y delicado muy bien logrado. Además, lo bueno es que el Barrel no es de sabores sino de texturas y profundidades.

Es un tinto que reinventa la tipicidad del varietal, prolijo y agradable. Beber entre 2015 y 2018.

Puntos 89

 

Pyros Barrel Selected Malbec 2013

Bodega Pyros, Valle de Pedernal, San Juan ($145 – Jul2015)

$ – $$ – $$$ – $$$$

Aún no está claro cómo es un Malbec de Pedernal. Este Pyros exhibe aromas densos y profundos. Con buen carácter frutal y cierta madurez, pero con la frescura que domina el paladar. Hay más concentración acá que en su par Syrah, y la textura no es tan fina, ya que sus taninos son algo firmes. Los ahumados de la crianza (12 meses en barricas de roble 50/50 americano y francés) se sienten levemente. De buen ataque y volumen, y en su final aparecen notas de frutas pasas con frescura, como algo licoroso en su expresión. Un tinto potentes y fresco, que pide algo de botella para ganar más equilibrio. Beber entre 2015 y 2019

Puntos 89

Pyros Single Vineyard Malbec 2012

Bodega Pyros, Valle de Pedernal, San Juan ($300 – Jul2015)

$ – $$ – $$$ – $$$$

Hay mucha expresión y tipicidad, la fruta es roja con turgencia y madurez. Taninos firmes y calidez en su intención de fruta. Músculo con taninos firmes, y la fruta madura pero no licorosa. La madera acompaña y aporta taninos incisivos. De aromas integrados y buena frescura, con toques especiados. Es un vino moderno con fruta clásica, de buen volumen, y que se abre más en la copa. Así su expresión y concentración se pueden apreciar más nítidamente. Con tipicidad, agarre y frescura. Esto, más allá de su fruta madura, le asegura un buen potencial de guarda. Beber entre 2015 y 2020.

Puntos 90

 

 

Sobre El Autor

Hace 15 años degusté un vino por primera vez y supe que querría hacer de mi vida profesional. Compartir mi pasión; por eso me dediqué a comunicar el vino. Más de 30.000 vinos degustados y 20.000 publicados, más de 100 revistas editadas y miles de notas. Siete años en TV, cuatro en radio y seis en la web. Más de 20 exposiciones de vino organizadas y más de 30 concursos internacionales como jurado, además de muchos viajes a zonas vitivinícolas del mundo. Todo esto, simplemente me ayuda a conocer más, para poder compartirlo mejor.